La Silicea o dióxido de silicio es el cosmético bioquímico por excelencia, estabiliza la piel, el cabello, las uñas, pies y manos y tejido conjuntivo. Contribuye en su elasticidad y firmeza.

     Esta sal favorece el aprovechamiento de calcio en los huesos y ayuda a prevenir la osteoporosis  junto con las sales  nº1,( Calcium fluoratum),  nº2 ( Calcium Phosporicum),  nº7 ( Magnesium Phosphoricum)

 Esta sal por tanto está indicada en:

  • La supuración de la piel, furúnculos (visitar a un médico), fístulas,
  • Enfermedades reumáticas de las articulaciones, artritis, trastornos de los discos vertebrales, osteoporosis, problemas de crecimiento.
  • Tendinitis, endurecimiento de las arterias,
  • Sudor excesivo, síntomas de envejecimiento prematuro (arrugas faciales), quemaduras,
  • Cabello y uñas frágiles, alopecia, crecimiento irregular de las uñas y acné.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 − 2 =