imagen sandalias

Caminar es una actividad que, además de fortalecer la salud, agrega factores extras como el beneficio mental que aporta el estímulo visual recogido en las caminatas y la relación con diferentes lugares y personas.

Curiosamente y a pesar de ser un deporte bastante asequible,el 40% de los adultos no camina nada y se pasan la mayor parte del tiempo sentado. La inactividad ha sido fomentada en las últimas décadas por los cambios de nuestras rutinas diarias y con la ayuda de las nuevas tecnologías,con el auge de las escaleras mecánicas, los controles remotos, las aspiradoras, los automóviles, los mandos a distancia, etc.

Algunos de los beneficios más importantes son:

  1. Fortalece el corazón reduciendo las probabilidades de complicaciones cardiovasculares. Está demostrado que, por ejemplo, las enfermeras que caminan muchas horas a la semana poseen un 35% menos de complicaciones cardíacas que otras mujeres sedentarias de su misma edad.

  2. Es bueno para el cerebro. La función cognitiva se ve mejorada con una caminata diaria. En especial las personas de la tercera edad reducen el riesgo de complicaciones en los vasos cerebrales reduciendo las probabilidades de demencia senil entre otras enfermedades . Ayuda a eliminar nuestro estrés y mejora el estado de ánimo

  3. Previene la diabetes tipo 2. Caminar 150 minutos por semana puede reducir el riesgo de la diabetes.

  4. Mejora la resistencia cardiorespiratoria. El aumento de resistencia pulmonar conducirá a pulmones más sanos y fuertes, capaces de resistir mejor cualquier infección viral o bacteriana.

  5. Ayuda a aliviar los síntomas de la depresión. Caminar durante 30 minutos al día ayuda notablemente a evitar o aliviar la depresión.

  6. Reduce el riesgo de cáncer de colon y de mama. Caminar a paso firme durante algo más de una hora al día reduce notablemente el riesgo de desarrollar cáncer de colon en un 20%. Esto se debe a que las caminatas ayudan a agilizar la digestión evitando la acumulación de alimentos semi-digeridos y materia fecal que pueden producir inflamaciones. Además, al mejorar la irrigación de todos los órganos del cuerpo el sistema de defensa del organismo funciona mucho mejor.

  7. Es un excelente ejercicio para mejorar nuestro sistema óseo. Las mujeres postmenopáusicas deben caminar como mínimo 1Km y medio. De esta forma se logra una mayor densidad ósea lo que previene futuras fracturas

  8. Evita la obesidad y los depósitos de celulitis. Una caminata fuerte y corta varias veces al día logra tener el mismo efecto que una sesión de gimnasia aeróbica en el mantenimiento del peso corporal porque equilibra el metabolismo.

  9. Mejora la capacidad física para resistir otras enfermedades. La artrosis, la discapacidad funcional de la vejez azotan con menor intensidad a aquellas personas con un buen tono muscular.

No hay ninguna condición física de estética o de salud que no se favorezca con el hábito de caminar. Caminar no es sólo para los pies y las piernas sino que es beneficioso para el cuerpo entero y la mente. El aumento de la microcirculación logrado con una caminata diaria redunda en una indudable mejor calidad de vida

No hay excusas , caminante no hay camino, se hace al andar

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *