Se dignifica así a uno de los alimentos básicos en nuestra dieta mediterránea, pilar de nuestra cultura gastronómica y la historia de la humanidad.

Desde el pasado lunes no se habla de otra cosa que no sea la nueva normativa y las dudas que plantea entre los consumidores .

La nueva reglamentación sobre el pan que se venía anunciando desde hace algunos meses, ha entrado en vigor el 1 de julio con distintas estrategias para adaptarse a las necesidades actuales.

La evolución tecnológica experimentada por el sector y los cambios en las tendencias de consumo, se hacía necesaria una profunda revisión en la que se incluyesen las definiciones de nuevos productos

Es el caso de los panes elaborados con masa madre que, a pesar de ser elaborados de acuerdo con las prácticas habituales, no se habían definido ni incluido en la anterior normativa, siendo una característica actualmente valorada por el consumidor.

O las distintas elaboraciones que han surgido en los últimos años e ingredientes que hacían necesaria una regulación real y actualizada

Dentro de esta regulación ya en marcha los puntos que sobresalen son:

Diferentes tipos de pan

En cuanto a la denominación

Este pan, considerado como el de consumo habitual en el día, no era exclusivamente el elaborado con harina de trigo, sino que abarcaba panes elaborados con harinas de otros cereales, incluyendo las harinas integrales. De esta manera se incorporan en la definición de pan común panes nutricionalmente más completos.

El término “integral” podrá ser sustituido por “de grano entero”

Método de elaboración

Se ha considerado que debía ordenarse la elaboración artesana del pan, definiéndola como un proceso donde prima el factor humano sobre el mecánico y su producción no se realiza en grandes series. Y se diferencian cada una de las elaboraciones e ingredientes a utilizar en cada caso

Espigas de cereal

Contenido en sal restringido

Se incorpora en la norma un límite máximo en el contenido de sal del pan común. Esta será obligatoria a partir de abril 2022.

Forma de comercialización

El pan común solo podrá venderse en las 24 horas siguientes a su cocción y deberá estar correctamente envasado o en su defecto identificado según normativa.

Con este nuevo real decreto, el consumidor podrá tomar mejores decisiones de compra que le ayudarán a proteger su salud y economía

De hecho la puesta en marcha y proceso de adaptación de todas estas medidas que la puesta en marcha de estas medidas no debe contemplar la subida del precio.

La bajada en el impuesto del pan integral hasta el 4% sí que era una medida muy esperada por todos y que también se ha visto reflejada en este nuevo documento.

Ahora queda esperar que todas las medidas se pongan en marcha dentro de los plazos establecidos y que sea para el bien de todos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − 18 =