Entre los beneficios de tomar agua con limón en ayunas encontramos el hecho de que potencia el sistema inmunológico, algo importante a tener en cuenta en estas semanas de cambios meteorológicos y estacionales. Aumenta las defensas naturales del organismo de manera considerable.

Según los resultados que arrojó un estudio realizado por la Universidad de Copenhague, tomar agua con miel y limón ayuda a reducir los dolores causados por la artritis y a reducir los niveles de colesterol en sangre. Lo que se traduce en una mejor circulación sanguínea y una posible prevención de problemas vascularesAdemás ayuda a bajar de peso. El limón tiene efecto quemador de grasas en nuestro organismo y la miel produce efecto de saciedad por lo que conlleva reducción de ansiedad y como resultado final la reducción del peso corporal

Por todas las vitaminas que contiene y su nivel energético, el consumo de miel puede ayudarte a eliminar la fatiga en cuestión de pocos días. Es un reconstituyente natural milenario.

Entre otros beneficios destacados están:
Sirve para tratar el asma, la bronquitis, prevenir enfermedades respiratorias, eliminar toxinas del cuerpo y mejorar el funcionamiento del intestino

Su receta es muy sencilla. Necesitas el zumo de 2 limones, Una cucharada grande de miel y una taza de agua tibia.

Está recomendada tomarla cada día en ayunas mientras mantiene su temperatura

La correcta alimentación ,según la estación del año en la que nos encontramos, viene dada por los alimentos de temporada.
La sabiduría de la madre naturaleza nos aporta los nutrientes necesarios para cada época del año y cada estación produce sus propios alimentos, cubriendo de esa forma nuestras necesidades básicas. No es casualidad que la mejor época para tomar sandía son los meses de estío mientras las naranjas y cítricos nos llegan en pleno invierno.
Complementos alimenticios que durante los 12 meses van apareciendo y desapareciendo de los mercados para traer el equilibrio perfecto a nuestro organismo. Gracias al ciclo reproductivo de algunos frutales o del lugar donde se cultivan se pueden adquirir en cualquier época frutas como el limón o kiwi, ricos en vitamina c y antioxidantes y aguacates, plátanos y mangos con alto contenido en fibra, indispensables para un correcto tránsito intestinal
En cualquier mercado además de los habituales y anteriormente citados, existen gran variedad de frutas y verduras procedentes de prácticamente todos los países. No hay más que echar un vistazo a nuestra cesta de la compra y leer el etiquetado de origen del producto en concreto.
Apostando siempre por lo que nos da la tierra, ahora que entramos en otoño os invito a adquirir las variedades típicas de la estación en la que los días empiezan a ser más cortos, frescos y por regla general algo más lluviosos.
Días en los que necesitamos un mayor aporte de antioxidantes, vitaminas y fibra. Por ello la madre naturaleza nos premia con el rico aporte en azúcares y antioxidantes de los higos, la manzana “golden suprem”, grande y amarilla y rica en fibra, agua, antioxidantes y perfecta para tomar bien lavada cruda y con piel para promover su efecto astringente en el intestino.
Es también la estación del membrillo, bajo en calorías y la granada, de color rojo vivo rica en antioxidantes, potasio y taninos y símbolo de fertilidad en muchas civilizaciones por su alto contenido en semillas y llamada hoy en día la viagra natural ya que el zumo de granada aumenta el deseo sexual en hombre y mujeres, estimula la libido y la testosterona y reduce la hormona cortisol responsable de distrés entre otras muchas aplicaciones.
Uvas, caquis, mandarinas, aceitunas y pomelos se suman a esta época otoñal para junto con las verduras como la berenjena, coles, espinacas, espárragos trigueros, hinojo o frutos secos como la avellana, almendra, piñones, nueces y las riquísimas castañas empezar a darle sabor a nuestros platos y aportar las mejores y más beneficiosas propiedades al organismo
Y por supuesto no podemos olvidar las setas, níscalos, champiñones de alto contenido en fibra y vitaminas C,D y B, potasio, calcio, magnesio, fósforo…y estupendos para quienes quieren controlar sus calorías ya que sacian sin engordar.
Personalmente me quedo con los colmados de siempre en los que tienes productos locales y de temporada. Frutas y verduras ecológicas que aportan el beneficio concreto a la estación del año en la que nos encontramos y sólo calentadas por el sol que les corresponde. En esencia, apuesto por lo cercano y lo natural.

La próxima vez que necesites cocer arroz no tires el agua. En ella se encuentran múltiples beneficios.

El agua de haber cocido arroz está llena de propiedades para la piel, vitaminas y minerales, alantonin y ácidos ferullico, especialmente antioxidantes que tienen efecto antiinflamatorios sobre la piel.

También contiene Inositol (promueve el crecimiento celular) puede retrasar el envejecimiento y es estimulante del flujo sanguíneo, lo que disminuye la apariencia de los poros abiertos y da más vitalidad al rostro.

Además puedes cocer arroz con un “Triple propósito”.:

  • -Salud
  • -Alimentación
  • -Belleza.

Cada vez que cueces arroz, guarda el agua en un recipiente para su posterior uso.

Es en ese agua donde este cereal ha liberado algunas de sus múltiples propiedades.

Se puede beber mientras está caliente, endulzar un poco o puedes dejar que se enfríe y tomarla tal cual.

De esa forma:

  • Poporciona energía
  • Mejora el tránsito intestinal
  • Alivia dolores estomacales, náusea,vómitos
  • Regula la temperatura corporal
  • Estimula la producción de leche materna
  • Previene y alivia el estreñimiento
  • Es buen remedio para las irritaciones cutáneas
  • Puedes utilizarla para aclarar el cabello y así darle más fuerza y brillo.

Lavando la cara habitualmente con agua de cocción de arroz tu piel será más suave y se disimularán los poros faciales, ya que ayuda a abrir los que se han cerrado y por ende a mantener la piel más limpia

La próxima vez que cuezas arroz, ¿Vas a tirar ese agua?.

La borraja es una planta común en Europa Central y Meridional.

El gran interés suscitado entorno a esta planta durante los últimos años en el campo de la cosmética, se debe al alto contenido de sus semillas en dos ácidos grasos esenciales, los gammalinoléicos y los linoléicos.

El aceite de borraja es uno de los grandes eclipsados por el aceite de argán, también por el de rosa mosqueta.

Las ventajas de este óleo vegetal lo hacen apto para uso en cosméticos.

  • Es de rápida absorción. No deja una sensación grasa en el cutis ni en otra parte del cuerpo
  • Regula el brillo de la piel.
  • Es antioxidante. Las vitaminas C y E (tocoferol) se encuentran presentes para combatir los radicales libres que aceleran el envejecimiento prematuro.
  • Es bastante hidratante. Contribuye al refuerzo de las membranas celulares para mantener el agua en sus niveles más óptimos.
  • Tiene acción regeneradora.

Los mayores beneficios del aceite de Borraja están asociados con su capacidad para regular los triglicéridos y colesterol. Es eficaz para aquellas personas que padecen diabetes.

También ejerce una acción diurética al aumentar la eliminación de elementos metabólicos de desecho mediante la orina.

Estas cualidades de la planta benefician a los enfermos de gota, nefritis o artritis.

En resumen, funciona como una excelente fórmula para limpiar la sangre, desinflamar las mucosas y la piel.

De usarse en su forma líquida, el aceite de Borraja puede emplearse para aliñar ensaladas y verduras.Es recomendable ingerir una cucharada en las comidas durante algunas semanas.

Aplicado en forma de cataplasmas acelera la maduración de abscesos y furúnculos.

Si lo que necesita es un aceite cosmético, debemos asegurarnos de que se haya extraído por prensado en frío, para que mantenga sus propiedades intactas.

Hoy en día es fácil encontrarlo en forma de aceite, cápsulas, perlas, pastillas o preparado e incluido en infinidad de cremas

La alcachofa, alcachofera o alcaucil, está indicada en personas con problemas de ictericia y mala digestión de las grasas.

Es una planta que ayuda en la activación de los jugos biliares y regeneración de las células hepáticas.

Gracias a ello ayuda al hígado en su trabajo de filtración y eliminación de sustancias tóxicas y en general a reducir los niveles de colesterol en sangre.

Su faceta más conocida, es el uso que se hace de la planta como depurativo en dietas de control de peso gracias a su alto contenido en fibra saciante, pero además:

Adicionalmente, las alcachofas contienen un 24% de vitamina K  y un 22% de folato, que actúan como antioxidantes anti radicales libres y ayudan a prevenir la anemia

Contienen un 25% del requerimiento diario de vitamina C, (ácido ascórbico), que ayuda a proteger y activar nuestro sistema inmune

Además su uso como planta se extiende a otros ámbitos como:

  • Los extractos fibrosos, en cosmética como ingrediente de tónicos o lociones ligeramente astringentes, útiles para limpiar y refrescar el cutis o vigorizar el cabello.
  • Las hojas de la alcachofa, para fabricar un licor llamado Cynar, usado como aperitivo amargo o “bitter”.

La hoja de la alcachofa se compone, entre otras muchas sustancias de esteroles, magnesio y que actúan en sinergia con la “cinarma” una sustancia amarga y aromática

Los minerales también son abundantes, sirviendo buenas cantidades de magnesio, manganeso, cobre, potasio y fósforo.

La receta:

Si nunca ha probado las alcachofas asadas, corta la tercera parte de arriba y el tallo, haciendo que parezcan una flor.

Inserta un par de gajos de ajo, rocía con aceite y jugo de limón y espolvorea con sal, envuelve de forma apretada con papel aluminio.

Hornea a 425 grados durante una hora y 15 minutos.

Cuando atempere se pueden convertir en una ligera y saludable cena.

La fitoterapia consiste en utilizar las propiedades de las plantas para prevenir o tratar las diferentes enfermedades.
Para beneficiarse de todas las virtudes encerradas en la naturaleza, la fitoterapia tradicional aconsejaba el consumo de las plantas medicinales en forma de tisanas, baños, cataplasmas o incluso los “apócemas” cuyo nombre por deformación popular, dio lugar a las famosas pócimas medievales.
En la actualidad, los grandes avances tecnológicos han permitido la creación de nuevas formas fitoterápicas más fáciles de administrar y sobre todo más eficaces. De todas ellas cabe destacar la más extendida en su uso como son las cápsulas por facilitar tanto la dosis exacta como su consumo general.
Las plantas nos ayudan en casos de:
  • El control de peso
  • Digestión
  • Circulación sanguínea
  • Insomnio
  • Cansancio
  • Hipertensión
  • Colesterol
  • Piel
  • Problemas respiratorios, urinarios, o específicos de la mujer (como la menopausia )
Sus propiedades antisépticas fueron las primeras en usarse contra gran número de males ( peste o cólera) con el paso de los años se ha demostrado que uno de sus componentes principales, la anilina, tiene unas marcadas virtudes vermífugas, antisépticas e hipotensoras, siempre y cuando se consuma crudo, fresco o en forma de polvo total criomolido .
Esta última forma conserva íntegramente sus cualidades sin la necesidad de tomarlo crudo.
Está indicado para la arteriosclerosis, hipertensión y como antiséptico intestinal.